REPORTAJES

13/09/2010,
Página 1 de 3 Siguiente 

La columna de Sir Alex Ferguson

Me complace siempre ponerme al día con el técnico que nos visitará el martes, Walter Smith. Nos conocemos desde hace mucho tiempo, cuando jugábamos el uno contra el otro en Escocia, además de que ¡siempre se le dificultó impedir que yo anotara!

Por supuesto que Walter podría contradecirlo, pero, en todo caso, no fue un obstáculo para que nos convirtiéramos en buenos amigos cuando asistimos a la escuela para directores técnicos a finales de los sesenta.

Tiempo después fue entrenador en Dumbarton cuando yo era técnico de St Mirren y ambos contribuimos para que el noroeste de Escocia se convirtiera en el centro neurálgico del fútbol escocés.

Fue mi auxiliar técnico con la selección de Escocia para la Copa Mundial en México 1986, tras la trágica muerte de Jock Stein. Tampoco tuve duda alguna al nombrarlo mi auxiliar en el United por un periodo, después de que se aventurara en el fútbol inglés como técnico del Everton.

Asimismo dirigió a la selección de Escocia por derecho propio, sin embargo, fue hasta que ocupó el puesto de director técnico de los Rangers, que se ganó la fama como un miembro de la élite. Estuvo al frente en Ibrox durante la mayoría de las temporadas en las que los Rangers ganaron los nueve títulos consecutivos y ahora, otra vez no va tan mal.

El equipo de los Rangers era mi club cuando era un niño y siempre fue mi sueño jugar para ellos. Puedo decir orgullosamente que cumplí mi deseo, aunque por alguna u otra razón, no pasé allí mis mejores momentos.

No obstante, aún lo considero como un club fantástico y con Smith al timón, está en buenas manos.

Página 1 de 3 Siguiente 

PATROCINADORES OFICIALES

AONFundación Manchester United